La función del endotelio es un buen marcador del daño cardíaco

Los nuevos tratamientos de la hipertensión (HTA) buscan proteger a los órganos del daño producido por esta alteración, a través de un manejo de las cifras tensionales. Uno de los mejores marcadores de las lesiones cardíacas procede de la función del endotelio, que fármacos como el omapatrilato han demostrado proteger. Estos datos, junto con la necesidad de individualizar las terapias, han centrado la reunión en Gotemburgo.

El control de las cifras de la HTA es uno de los objetivos más importantes del manejo del paciente hipertenso, ya que es la única forma de proteger a los órganos del daño que produce esta patología, ha explicado a DM Giuseppe Mancia, profesor de la Universidad de Milán y presidente de la Sociedad Europea de Hipertensión.

Entre los muchos aspectos tratados en la reunión, Mancia ha destacado los nuevos datos presentados sobre el omapatrilato: “Este inhibidor de la vasopeptidasa actúa directamente sobre la endopeptidasa neural y sobre la enzima conversora de la angiotensina, lo que hace que se potencien los péptidos vasodilatadores y se inhiba la producción de la angiotensina II vasoconstrictora”.

Segun Mancia, así la protección de los órganos resulta más efectiva. “El futuro del fármaco está en la protección del daño antes de que se produzcan los eventos no deseados”. Los estudios en animales han mostrado que protege el endotelio: “Se ha comprobado que no daña la pared del vaso. Estudiar la función del endotelio es un buen marcador para conocer el daño cardiaco”.

Comparados

Mancia se refirió también a un trabajo que comparaba la efectividad de un calcioantagonista frente a dos diuréticos. El trabajo se llevó a cabo en 6.500 pacientes con factores de riesgo asociados y más del 50 por ciento presentaban, al menos, un factor de riesgo. “Los resultados no muestran diferencias significativas entre los dos grupos de tratamiento, lo que significa que cada paciente se beneficia de una determinada terapia”. Para el experto, es fundamental corregir todos los factores de riesgo posibles y esto se conseguirá empleando tratamientos de forma precoz.

En referencia a los ensayos clínicos, Mancia ha asegurado que “los estudios nos ayudan a entender mejor los mecanismos subyacentes de la HTA y la enfermedad cardiovascular. De hecho, vimos cómo actúan ciertos sistemas, lo que proporciona información para lograr terapias más efectivas”.

Teniendo en cuenta los resultados de estos ensayos, el médico puede elegir el tratamiento más adecuado para cada paciente. “No obstante, hay que tener en cuenta que los estudios ofrecen una información importante, pero no la única. También es necesario considerar los casos individualmente”.

Mancia ha destacado el papel del médico de atención primaria en el tratamiento y control del paciente hipertenso: “Debería existir una relación más fluida entre éste y el especialista”. Otro factor clave es la implicación del paciente en el tratamiento, ya que es una enfermedad crónica en la que se precisa una supervisión periódica y cercana del médico para conseguir los objetivos fijados.

Fuente: Diario El médico
Enviado por Grecia Alemán.

| |

Más información sobre:
, , .

 

Comentarios de los lectores

Escribe un comentario

Si tienes una consulta y quieres obtener respuestas. Puedes utilizar la sección Consultas o el foro de Saludisima.