Saludisima
×

Calvicie

Compartir esta páginaShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Son cerca de 100.000 los cabellos que el ser humano tiene en su cabeza. Y aunque lo normal es que entre 50 y 100 de ellos se caigan diariamente, lo cierto es que hay ocasiones en que esta pérdida puede ser mucho mayor. Tanto así, que comienza a ser evidente para la persona que la sufre y para el resto que la observa. Es entonces cuando comienzan las bromas, las risas y las burlas en torno a la calvicie o alopecia.

La calvicie es un problema fundamentalmente masculino y que puede comenzar en cualquier momento después de la pubertad.

La calvicie es una condición típicamente masculina y que afecta a casi el 50 % de los varones en edad adulta. Afortunadamente, en la actualidad existen dos fármacos científicamente probados que prometen acabar con este desagradable problema.

TY no es coincidencia que este sobrenombre siempre sea en masculino. La calvicie es un tema que preocupa a los hombres desde tiempos antiguos. Egipcios, griegos y romanos dieron gran importancia tanto al estilo en que usaban el cabello, como en el largo y color de éste. Incluso se dice que en el año 400 A.C. el griego Hipócrates, padre de la medicina, intentó detener la pérdida de su cabello lavándolo con una mezcla de opio, rábano picante y excremento de palomas. En la actualidad, las técnicas han tenido que sofisticarse, puesto que la demanda es amplia y exigente: estadísticas internacionales aseguran que el 50 % de los hombres en edad adulta sufren algún grado de calvicie.

Sin embargo, el problema puede comenzar en cualquier momento a partir de los 20 años. ¿Por qué? Porque, como sucede en la mayoría de las enfermedades, hay un factor de herencia genética. Pero también hay que culpar a la biología del hombre, porque son sus propias hormonas las que le juegan esta mala pasada. .

Cómo se pierde el cabello

Para comprender cómo se produce la calvicie con patrón masculino o alopecia androgenética es importante conocer el ciclo de vida del cabello. Al igual que cualquier organismo vivo, el pelo nace, se desarrolla y muere, etapa en que se produce su inevitable caída.

En un escenario normal, el cabello recién nacido se llama anágeno, permanece en la cabeza entre 2 y 8 años, y da origen a un pelo grueso, largo y bien pigmentado. Por lo general, el 88 % de los cabellos que el ser humano tiene en la cabeza están en esta fase. Una vez terminada esta etapa, el cabello entra en la fase de catágeno, una especie de transición que dura entre 2 y 4 semanas. Tiempo suficiente para que el folículo se encoja y dé paso a la siguiente y última fase: el telógeno. Esta es una etapa de descanso, que puede durar entre 2 y 4 meses. Durante este tiempo el folículo continúa reduciendo su tamaño, hasta que deja de alimentar y de sostener el pelo. Por ello, es el cabello que está en esta fase – entre el 10 % y el 11 % del cuero cabelludo- es el que se cae cuando la persona se peina.

Ahora, si existe calvicie con patrón masculino, el escenario es completamente distinto. Afortunadamente, y a diferencia de lo que sucede con el resto de los tipos de calvicie, la ciencia ha logrado determinar con exactitud la causa de la alopecia androgenética. El debilitamiento de los cabellos se debe a la acción de un derivado de la hormona masculina testosterona, llamado dihidrotestosterona (DHT), que acorta el período que transcurre entre el paso de anágeno a telógeno, acelerando la caída y aumentando el número de cabellos que se pierden. Debido a que la DHT es regulada por una enzima llamada 5 alfa reductasa, el bloqueo o inactivación de esta enzima puede ser un tratamiento exitoso del problema.

Fármacos eficaces

A pesar de que existen cientos de productos, entre champúes, cremas y bálsamos, que prometen terminar con el problema de la calvicie, ninguno de éstos está validado científicamente. De hecho, en 1993 la FDA (organismo que regula los alimentos y fármacos en Estados Unidos) investigó 300.000 productos para detener la caída del cabello y determinó que absolutamente ninguno de ellos contaba con las pruebas suficientes que los conviertieran en artículos confiables o recomendables.

Por ello, los expertos coinciden en que son sólo dos los tratamientos efectivos y científicamente validados para combatir la calvicie: las drogas finasterida y minoxidil.

Finasteride es una droga de investigación del laboratorio Merck Sharp & Dhome y que se vende en Chile desde el 15 de julio de este año con el nombre de Prohair. Una dosis diaria de 1 mg. de la droga ha probado detener la caída luego de tres meses, permitir el crecimiento de nuevos cabellos al cabo de seis meses y dar forma a un cabello largo, grueso y pigmentado después de un año. Según datos de Merck -que para comprobar la eficacia del fármaco realizó un extenso estudio de un año en el que participaron 1.553 hombres- finasterida logró detener la caída del cabello y permitió el crecimiento de otros nuevos en el 83 % de los casos analizados. La acción de finasterida se dirige hacia la enzima 5 alfa reductasa, por lo que impide que la testosterona se transforme en DHT. De este modo, ayuda a que el cabello vuelva a su ciclo normal de vida.

Minoxidil es otra droga que se utiliza para el tratamiento de la caída del cabello –y que, a diferencia de finasterida, puede ser utilizada también por mujeres que sufren de calvicie- fabricada por el laboratorio Pharmacia & Upjohn y aprobada por el FDA en 1988. El tratamiento consiste en una dosis de minoxidil al 2 %, aplicada directamente al cuero cabelludo, dos veces al día. Este fármaco tiene un efecto vasodilatador, pero se desconoce con exactitud el mecanismo por el que estimula el crecimiento del pelo. De todas formas, tiene una eficacia de entre 20 % y 40 %.

Cabe destacar, eso sí, que ambos fármacos deben tomarse durante toda la vida, para evitar una reversión de los resultados. Porque casi un año después de suspendido el tratamiento, la calvicie puede vuelver a retomar su ritmo previo.

Enviado por Jesús Herrera.

2 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

  1. chepe

    04/10/2010 at 23:54

    boy a comensar el tramiento mientras comiensa a sircular una nueva droga que salio cualquier cosa que sepa le imformo y esperolomismo ok

  2. Pablo

    12/04/2010 at 17:08

    Yo estoy utilizando minoxidil 5% y finasteride 1 mg. Sólo tengo algo de calvicie en mis entradas, y tampoco mucho, la verdad no me puedo quejar demasiado, pero igual me gustaría no tener que depender de algo por siempre para no perder el pelo

    Por qué no inventan algo realmente definitivo para solucionar la calvicie? 🙁 será que a nadie le interesa (€€)