Saludisima
×

Enfermedad de Ménière

Compartir esta páginaShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Descripción

La enfermedad de Ménière es una enfermedad caracterizada por la aparición de vértigos de forma recurrente, junto con sordera, ruidos y sensación de plenitud en el oído. Es más frecuente en hombres que en mujeres, y se da en una proporción de 1 caso por dada 20.000 personas.

El vértigo es una sensación de rotación en el espacio, bien porque el paciente note que rota él o bien sean los objetos los que se mueven.

El vértigo se puede clasificar en:
Periférico: inicio brusco, muy intenso, con síntomas como náuseas, vómitos, con afectación auditiva, con empeoramiento con los cambios posturales, pero sin afectación neurológica.
Central: inicio más insidioso, menos intenso y con menos cortejo vegetativo, sin afectación auditiva ni con cambios posturales, pero aquí sí que existen síntomas neurológicos focales o alteraciones del estado mental.

Galería de fotos

http://www.butler.org/healthGate/images/si55551119.jpg
La enfermedad de Meniere es un
www.butler.org

http://www.aurorahealthcare.org/healthgate/images/si55551312.jpg
Imagen informativa de Nucleus
www.aurorahealthcare.org

http://www.segundoasegundo.com/images/uploads/enfermedad_de_meniere.jpg
Enfermedad de Menière,
www.segundoasegundo.com

http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/images/earanatomy.jpg
Enfermedad de Ménière
www.nlm.nih.gov

http://www.mdconsult.com/das/patient/body/0/0/10041/1092_es.jpg
Enfermedad de Meniere
www.mdconsult.com

http://www.vertigo-dizziness.com/imgs/_content/meniere_4.gif
enfermedad de Menière o
www.vertigo-dizziness.com

http://www.enttex.eu/gfx/products/p100/inuse_01.jpg
la enfermedad de Meniere
www.lookfordiagnosis.com

http://4.bp.blogspot.com/_i9eDiiO2Xec/Rj1ASi5yE-I/AAAAAAAAAMU/yjJgSmO_7lg/s400/OIDO2.jpg
Enfermedad de Ménière
juliomario08.blogspot.com

Causas

No se conoce bien cuál es la causa de la Enfermedad de Ménière .
Es un tipo de vértigo periférico, en el que se sabe que la alteración se produce en el oído interno el cual se divide en:

  • Los canales semicirculares, que son los que se encargan del equilibrio.
  • La cóclea, que es la encargada de la audición.

Tanto los canales como la cóclea están bañados en su interior por un líquido: la endolinfa.

En la enfermedad de Ménière se produce, por cambio de presión en los mismos, alteración del equilibrio con sensación de giro de objetos, y por alteraciones de la audición con ruido, sordera y sensación de plenitud.

Síntomas

Se caracteriza esta enfermedad por la aparición brusca de vértigo con intenso giro de objetos, que puede durar desde horas, normalmente, hasta días, que se resuelven de forma gradual.

Junto con el vértigo aparece cortejo vegetativo que consiste en náuseas, vómitos, palpitaciones, sudoración, palidez, además de afectación de un oído (casi siempre) con plenitud en el mismo, ruidos (acúfenos) y sordera (hipoacusia).

Los síntomas auditivos mejoran cuando cede la crisis de vértigo.
Entre crisis y crisis no aparecen síntomas, no hay clínica.

EVOLUCION DE ESTA ENFERMEDAD:

  • El comienzo de la enfermedad es entorno a los 30 años, predominando más en hombres que en mujeres. A partir de los 50 – 60 años es más difícil que un vértigo periférico se catalogue como enfermedad de Ménière.
  • Al inicio de la enfermedad, los vértigos son muy intensos e incapacitan mucho, pero a medida que se suceden las crisis los episodios de vértigo son menos intensos aunque no se restablece totalmente la afectación auditiva.
  • Normalmente, la afectación es sólo de un oído, pero en un 10-15% pueden verse alterados de forma bilateral.

Diagnóstico

Ante un cuadro de vértigo, dada la incapacidad que produce, el paciente acudirá a un servicio de urgencias o a su médico de atención primaria donde, tras una historia detallada (viendo cómo son los episodios, el tiempo que duran, cómo se resuelven) y ante la triada clínica de vértigo, sordera y ruidos, se sospechará de una enfermedad de Ménière que será confirmada por el especialista en otorrinolaringología.

Habrá que realizar una exploración física completa, incluyendo una exploración neurológica.

Los vértigos periféricos más frecuentes y con los que hay que hacer diagnóstico diferencial son:

NEURONITIS VESTIBULAR: es una crisis de vértigo rotatorio, que se inicia gradualmente, que alcanza su máxima expresión en 24 – 48h, incapacitando al paciente entre 3 – 5 días, ya que se desencadena ante cualquier movimiento de cabeza que se realice. Disminuye su intensidad en semanas. Se acompaña de náuseas y vómitos pero no de alteraciones en el oído.
VÉRTIGO POSTURAL BENIGNO: es un episodio brusco de vértigo que se presenta al cambiar de posición, dura entre 5 y 30 segundos y no se acompaña de náuseas ni vómitos, ni alteraciones auditivas.

Existe una variante del vértigo de Ménière, que se denomina vértigo de LERMOYEZ, en el cual la sordera y los ruidos anteceden en meses, incluso años, al vértigo, cuya aparición puede mejorar esa sintomatología auditiva.

Tratamiento

Para el episodio agudo de crisis de vértigo el tratamiento son fármacos que actúan sobre el sistema vestibular, para disminuir esa sensación de rotación, son los llamados sedantes vestibulares (Torecán, Dogmatil, Serc) que se administran junto con ansiolíticos (Valium).

Son importantes las medidas higiénicas así como el reposo en cama, en una habitación oscura y tranquila.

Tras este primer momento de crisis habrá que realizar un tratamiento de fondo, que consiste en medidas dietéticas como disminuir la ingesta de alcohol, cafeína y sal, ya que cuanto menos líquido se retenga, menos presión existirá en el oído interno, en la endolinfa. También se incluyen como tratamiento diuréticos y fármacos que producen vasodilatación.

El tratamiento quirúrgico se aplicará a personas que con la evolución de la enfermedad, presenten importante afectación auditiva y que continúen con episodios de vértigo intenso. Es una cirugía muy delicada, dada las pequeñas dimensiones del oído interno, que precisa personal altamente cualificado. Esta microcirugía puede ser: laberintectomia química, vestibulectomía, cirugía del saco endolinfático.

Enviado por Carlos Mory.

3 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

  1. mireya

    07/01/2014 at 20:06

    Hace dos dias, al levantarme de la mesa despues de desayunar, la cabeza de repente me daba vueltas, no podía mantener la vista en un punto fijo… era como estar mareada en un barco.
    Enseguida empecé a vomitar, me molestaba la luz y no podía tener los ojos abiertos ya que la sensación era peor y apenas podía hablar. Los vómitos, escalofrios y sudores… duraron unas seis horas. No me moví de la cama en todo el día. Al día siguiente ya no vomitaba pero seguia teniendo sensación de mareo al mover la cabeza o levantarme.
    Hoy he ido al médico pensando que tendría un virus y me han dicho que era un episodio de vértigo. Me han mirado los oidos, he andado en linea recta, me han mirado los ojos, me he tocado la nariz… y me ha dicho que parece que todo está bien, que a veces pasa, me han recetado Sulpirida. Tambien me han dicho que quizás en 10 días vuelva a ocurrir.
    Hoy es el tercer día y sigo estando mareada.
    ¿Debería hacerme más pruebas?
    Estoy bastante preocupada.
    Tengo 40 años.
    Gracias
    Gracias

  2. jesus eduardo

    02/07/2013 at 23:12

    tengo mareo muy constante a veces muy intensos o leves pero la vista desubicada asta que a las 3 0 4 horas me repongo que me sugierenconsultar ya fui con otorrino y lleve una tomografia y un estudio de oidos tac y no ven nada que hago

  3. marcela

    01/12/2010 at 05:25

    Buenas noches ,la verdad es que estoy pasando por algo parecido tengo otitis cronica y cada tanto sufro desequilibrio hasta vomitos tambien acompañado de dolor de nuca y cabeza , ES NORMAL?

    MARCELA DE CONCORDIA ENTRE RIOS.