Saludisima
×

Epidemia de VIH por conductas de "bajo riesgo"

Compartir esta páginaShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

NUEVA YORK – Como se informó en estudios epidemiológicos previos, las relaciones anales repetitivas sin protección (URA), es la práctica sexual de mayor riesgo para la transmisión del VIH entre los hombres homosexuales y bisexuales, de acuerdo con un artículo publicado en la edición del 1 de agosto de la revista American Journal of Epidemiology. Sin embargo, esta actividad es reconocida solo por una pequeña proporción de seroconvertidos por VIH.

El Dr. Eric Vittinghoff de la Universidad de California en San Francisco, EUA y sus colaboradores, evaluaron en forma prospectiva una cohorte de 2,189 hombres homosexuales y bisexuales de alto riesgo, en tres grandes áreas metropolitanas de los EUA, para determinar el riesgo de infección por VIH obtenido por contacto, de acuerdo con las prácticas sexuales.

Se dio seguimiento a más de 2,633 personas-año, con 60 sujetos seroconvertidos. Los investigadores evaluaron la información clínica de 1,583 sujetos que tuvieron uno o más contactos sexuales ya sea con compañeros infectados por el VIH o compañeros en condiciones desconocidas. De estos sujetos, 49 hombres fueron seroconvertidos.

“La infectividad estimada por contacto de tipo URA, con compañeros seropositivos fue de 0.82%, mientras que el riesgo por contacto a través de URA, con compañeros VIH positivos y compañeros con VIH en condiciones desconocidas combinados, fue de 0.27%,” informan.

El riesgo de transmisión del VIH, asociado por contacto anal en las relaciones como receptores (PARA), con parejas VIH positivas o de condiciones desconocidas, parece ser mucho menor, 0.18. También sospechan que una “proporción importante de este riesgo se puede deber a fallas en el condón.”

Los investigadores encontraron que el riesgo por contacto, asociado con las relaciones anales protegidas o no como inserción y las relaciones orales no protegidas como receptor, fue de 0.06% o menos.

El grupo del Dr. Vittinghoff también encontró “una evidencia significativa de heterogeneidad en el riesgo por contacto del URA y del PARA.” Esto puede explicarse por factores como la cepa viral, condiciones de la enfermedad, carga viral, tratamiento antiretrovirus e infecciones concurrentes, particularmente de enfermedades transmitidas por actividades sexuales.

“Es importante señalar que debido a la heterogeneidad, el riesgo por contacto de cualquier individuo, puede ser considerablemente más alto que el promedio.” Estas estimaciones se pueden usar para el cálculo de “el riesgo base de la población, pero bajo otras condiciones no se debe interpretar como el riesgo absoluto en el ámbito individual.

Los investigadores también encontraron que la URA fue la probable vía de transmisión en solo el 15% de aquellos seroconvertidos. “Conforme las prácticas menos riesgosas se vuelven más comunes,” especulan “pueden ir ganando terreno como actividades importantes para la propagación de la epidemia.”

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*