Saludisima
×

Teniasis y Cisticercosis

Compartir esta páginaShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

La teniasis corresponde a la infección intestinal por un parásito del ganado (Tenia saginata) o por la Tenia del cerdo (T. solium). La larva de la T. solium es la que causa la cisticercosis. En general en el intestino del enfermo solo existe un gusano adulto, y probablemente por este hecho se le llama popularmente Lombriz Solitaria.

Estas enfermedades se observan a nivel mundial en especial en las regiones con malas condiciones higiénicas. El ganado o el cerdo se contaminan ingiriendo alimentos contaminados con evacuaciones humanas parasitadas.

Cuando una persona ingiere carne de res o de cerdo poco cocinada que contenga larvas enquistadas de este parásito puede enfermar de Teniasis, en cambio la Cisticercosis se contrae al ingerir los huevos de la tenia solium. Estos huevos se rompen a nivel intestinal y los parásitos migran a otros órganos (incluyendo el cerebro) donde se enquistan.

Síntomas

En la teniasis pueden observarse síntomas gastrointestinales leves, como náusea, dolor abdominal o diarrea. Muchos casos cursan sin síntomas y algunos expulsan segmentos de tenias en las evacuaciones. En la cisticercosis los síntomas dependerán del órgano afectado y la cantidad de quistes. Por ejemplo, se pueden presentar quistes debajo de la piel (subcutáneos) que son palpables o en los ojos, que conducen a trastornos visuales. Cuando afectan el cerebro se observarán manifestaciones neurológicas tales como: convulsiones, alteraciones de conducta, hidrocefalia, meningitis y otros. Si afectan la columna vertebral se pueden presentar trastornos de la marcha, dolor u otros síntomas neurológicos.

Diagnóstico

La teniasis se puede diagnosticar mediante exámenes simples de heces. La cisticercosis requiere de tomografía computarizada o resonancia nuclear magnética.

Tratamiento

Para eliminar la tenia intestinal, se utilizan la «Niclosamida», el «Praziquantel» y tratamientos prolongados con «Albendazol». Para eliminar los cisticercos cerebrales u oculares se requiere de tratamiento médico combinado con cirugía.

Consejos

1) Evitar la ingestión de carne de res o de cerdo crudas o poco cocidas.
2) Lavarse las manos después de manipular carne de res o de cerdo. Igualmente lavarse las manos después de defecar.
3) Las evacuaciones de un paciente enfermo con tenias deberán ser eliminadas cuidadosamente, pues son contagiosas para humanos o animales.
4) Las personas que albergan el parásito deberán recibir tratamiento de inmediato.

Enviado por Jorge Urbano

1 comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

  1. juanmanuelmorales

    25/03/2013 at 05:54

    como saber si el gusano que se encuentra en tu cerebro esta vivo