Saludisima
×

Alternativas naturales contra el herpes simple

Compartir esta páginaShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Los virus herpes pueden causar lesiones ampollares dolorosas alrededor de la boca y en la zona genital. Aunque diferentes cepas de estos virus causan las lesiones en estas dos diferentes regiones, la infección es esencialmente idéntica en ambas zonas. El virus tiene la molesta costumbre de ocultarse profundamente en los ganglios nerviosos, donde se mantiene inactivo por meses o años. En ocasiones puede reactivarse y viajar a través de los nervios, iniciando una erupción. Algunos de los desencadenantes más comunes incluyen el estrés, procedimientos dentales, infecciones, traumatismos y quemaduras solares.

El tratamiento médico convencional consiste en fármacos antivirales, como el Aciclovir, que acortan la duración e intensidad de los brotes de herpes, y, cuando se utilizan rutinariamente pueden reducir el número de ataques. Sin embargo, no son dramáticamente efectivos.

Tratamientos naturales contra el Herpes

Melissa officinalis (Lemon Balm)

Esta planta se vende extensivamente en Europa como crema tópica para el tratamiento del herpes genital y oral. Es nativa del sur de Europa, donde se cultiva hasta en jardines con el proósito de atraer abejas. Al frotarla, deja un delicado aroma a limón, de allí su nombre en inglés.

La crema basada en Melissa parece contribuir al tratamiento del herpes genital y herpes oral. Puede ser aplicada solo al primer signo de la aparición de ampollas o de manera regular para la prevención de brotes. Sin embargo, no hay evidencias de que prevenga el contagio a otras personas.

Evidencias científicas
Diversos estudios han demostrado una significativa reducción en la duración y severidad de los síntomas del herpes (tanto genital como oral) y, cuando se utiliza rutinariamente, disminuye la frecuencia de las recurrencias. En un estudio, los pacientes tratados con melissa se recuperaron en 5 días, mientras que los pacientes que recibieron otros tratamientos requirieron 10 días. 2 Los investigadores también describen una “tremenda reducción” en la frecuencia de las recurrencias.

Otro estudio doble-ciego sobre 116 pacientes con herpes oral o genital demostró una tasa de recuperación significativamente mejor en los pacientes tratados en dos centros dermatológicos.

Un reciente estudio doble ciego placebo controlado sobre 66 pacientes que iniciaban el brote por virus herpes oral, demostró que el tratamiento con crema basada en melissa produjo beneficios significativos al segundo día, reduciendo la intensidad de las molestias, número de ampollas y tamaño de las lesiones. El seguimiento de estos pacientes a largo plazo sugirió que este tratamiento puede prolongar los intervalos entre los brotes. No se conoce el mecanismo de acción terapéutica de esta planta. Se piensa que la planta dificulta la adhesión del virus a las células.

Dosis
Para el tratamiento de un brote activo de herpes, la dosis apropiada es la aplicación 4 veces por día de una crema a base de extracto de melissa 70:1. Luego puede reducirse a dos veces por día, con fines preventivos. La planta no previene la transmisión del virus de la embarazada a su recién nacido ni el contagio de la enfermedad a través de las relaciones sexuales.

Efectos secundarios
La utilización tópica no se relaciona con efectos secundarios significativos aunque pueden ocurrir reacciones alérgica. Esta planta se encuentra en la lista de productos seguros de la FDA (GRAS=generally recognized as safe). No se conocen interacciones medicamentosas, sin embargo, un estudio en animales sugiere que cuando se ingiere la planta al mismo tiempo que fármacos sedantes, puede potenciar el efecto del sedante.

Aloe Vera

Esta planta es famosa en el tratamiento de quemaduras y heridas menores, sin embargo, existen dos estudios que sugieren que posee valor potencial en el tratamiento de las infecciones por virus herpes.

En un estudio doble ciego placebo controlado sobre 60 hombres con herpes genital activo, se demostró que la aplicación de crema de aloe (0.5% aloe) 3 veces por día por 5 días, redujo el tiempo necesario para la curación de las lesiones (4,9 días vs. 12 días en el grupo placebo) y aumentó el porcentaje de pacientes considerados curados al final de la segunda semana de tratamiento (66,7% vs. 6,7% en el grupo placebo).

Un estudio doble ciego placebo controlado previo sobre 120 hombres con herpes genital demostró que la crema basada en aloe fue más efectiva que el gel de aloe puro o el placebo, posiblemente debido a que los ingredientes grasos mejoraron la absorción del aloe.

Dosis
La crema de aloe vera contiene 0,5% de aloe y se aplica 3 veces por día.
Efectos secundarios: Ninguno

Zinc

Un reciente estudio ha sugerido que la aplicación tópica del zinc puede ayudar en el tratamiento de las infecciones herpéticas de la boca y cara. En este estudio, 46 personas con lesiones labiales fueron tratadas con una crema basada en óxido de zinc o placebo cada 2 horas hasta la resolución de las lesiones. Los resultados mostraron que la crema produjo una reducción en la severidad de los síntomas y un acortamiento del tiempo de recuperación.

Se piensa que el Zinc interfiere con la habilidad del virus herpes virus de reproducirse, sin embargo, la formulación de zinc debe ser diseñada cuidadosamente para liberar iones activos de zinc. Algunos participantes de este estudio sufrieron quemaduras e inflamaciones causadas por el Zinc, pero esto no se considera un problema serio, en general.

L-Lisina

Cuando se ingiere regularmente dosis suficiente del aminoácido L-Lisina parece ser capaz de reducir el número e intensidad de brotes de herpes. Sin embargo, un estudio que evaluó su utilización al inicio del ataque de herpes no demostró beneficios, por lo que se recomienda en estos casos la utilización de melissa.

En un estudio doble ciego placebo controlado sobre 52 participantes con historial de brotes por herpes se demostró que el tratamiento con 3 g de L-lisina diarios por 6 meses produjo un promedio de 2,4 menos brotes que un grupo placebo, una diferencia significativa. Los brotes en el grupo que recibió L-lisina fueron significativamente menos severos y se curaron más rápidamente.

Otro estudio doble ciego placebo-controlado sobre 41 personas también mostró mejoría en la frecuencia de los ataques. Además, este estudio encontró que 1,250 mg de Lisina por día actuaban satisfactoriamente pero 624 mg por día no lograban el efecto.

Otros estudios utilizando menores dosis no demostraron efectos beneficiosos.
Cuando se ingiere como un suplemento, la dosis típica en adultos es de 1,000 mg por día. Con respecto a la seguridad de este tratamiento, en estudios sobre animales, las dosis elevadas han causado litiasis biliar y elevación de los niveles de colesterol, por lo que se deberá utilizar cuidadosamente en personas con estos padecimientos.

Otros tratamientos

Los siguientes tratamientos naturales son recomendados ampliamente pero no han sido demostrados científicamente:

Eleutherococcus senticosus, (Ginseng siberiano) parece ser prometedor. En un estudio doble ciego de 6 meses sobre 93 personas con herpes recurrente, 2 gramos diarios de esta planta redujeron la frecuencia de las infecciones de cerca del 50%.

Un estudio sugiere que el tratamiento tópico con Vitamina C puede acelerar la curación de los brotes.

La ingestión de Vitamina C también puede ser de utilidad, especialmente cuando se combina con bioflavonoides. La dosis es de 200 mg combinada con 200 mg de bioflavonoides, 5 veces por día al inicio de los primeros signos del brote.

Los resultados de un pequeño estudio controlado sugieren que el producto obtenido de la miel, la crema de propolis puede acelerar la curación de los brotes.

Meyer Magarici

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*